Actualidad

Últimas Noticias
Tapia de Casariego, occidente asturiano con silla de ruedas

Tapia de Casariego, occidente asturiano con silla de ruedas

Si en otro post os hablaba de Castropol, hoy os descubro Tapia de Casariego, una de las villas más bonitas del occidente asturiano y os cuento todo lo que necesitáis saber para recorrerla con silla de ruedas.

Se trata de una villa marinera con muchísimo encanto durante todo el año, aunque de Semana Santa hasta el otoño es cuando se nota que es un destino elegido por muchos turistas que la visitan y por otros muchos, especialmente madrileños, que tienen allí su segunda residencia. Además, como está en pleno Camino de Santiago, nunca faltan peregrinos a lo largo de todo el año.

 

Dónde dormir

Aunque es un pueblecito chiquitito se nota que tiene mucho tirón turístico porque hay una variada oferta de alojamientos dentro del propio centro urbano y en los alrededores. Además, varios de ellos tienen habitaciones con baños adaptados. Podréis elegir entre apartamentos turísticos, casas rurales o albergues, lo que más se ajuste a vuestras preferencias, y lo mejor es que en todas las opciones encontraréis alguno accesible para silla de ruedas. En este enlace tenéis información de todos los alojamientos accesibles de Tapia de Casariego que tenemos localizados.

Nosotros nos decantamos por Apartamentos Playa de Tapia, que tienen 1 apartamento adaptado con vistas al mar en pleno paseo marítimo de Tapia.

Cuenta con una habitación doble muy amplia, un salón cocina comedor y un baño adaptado que tiene inodoro con barras y ducha a cota cero con barras y asiento.

Desde la habitación y el comedor se ve el mar y se puede salir a una grandísima terraza en la que da la sensación de estar en la misma playa. Eso sí, para salir a la terraza hay un escalón grande aunque hay rampas portátiles para facilitar el uso a los silleros. Aunque la pendiente es pronunciada me gustó el detalle porque en muchas ocasiones vamos a alojamientos que tienen terrazas chulas y que no puedo disfrutar.

En este enlace os dejo toda la información de accesibilidad y unas cuantas fotografías para que os hagáis a la idea de cómo es.

Dónde comer

Estando en tierra de mar comer bien está prácticamente asegurado en cualquiera de los restaurantes que elijáis. Pescado del día y marisco fresco no faltan pero si eres más de carne no te preocupes porque también hay. ¡Menudos prados hay en la zona para alimentar bien a las terneras!

En cuanto a la accesibilidad de la hostelería, sí es cierto que hay bares y restaurantes con acceso a cota cero o rampa, pero ninguno de ellos tiene baño adaptado. La zona del puerto es el sitio más típico para comer y cenar, pero la mayoría son pequeños locales, antiguas casas de pescadores que tienen escaleras para entrar. En cualquier caso, casi todos tienen terrazas en el exterior, siempre animadas de gente y donde podrás comer con unas impresionantes vistas al puerto lleno de pequeños barcos pesqueros y con el faro y el espigón de fondo. ¡Todo un lujo!

Qué ver

De antemano comentarte que algunas zonas de Tapia tienen calles de plataforma única, como es  el centro histórico y el barrio pesquero de San Martín, lo que resulta súper cómodo para moverse con silla de ruedas, aunque en el resto de la localidad ya hay calles con aceras más estrechas, lo que nos obliga  a ir por la calzada.

Centro histórico

Te recomendaría empezar por el centro histórico de Tapia. Aparca el coche en la Casa de Cultura donde hay una plaza de aparcamiento reservada para personas con discapacidad. Si esa no está libre, a escasos metros tienes otra en la plaza Villamil.

En la Casa de Cultura está la oficina de turismo, desde donde te darán un mapa para que te orientes y te darán toda la información que necesites. La oficina es accesible y cuenta con baño adaptado (es importante siempre tener uno localizado para casos de necesidad). En este enlace tienes toda la información de accesibilidad, datos de contacto y ubicación.

Desde la propia oficina de turismo se puede acceder al Museo de los Señores de las Casas Palacio. ¿Sabías que el primer lugar a dónde llego el maíz en  España fue a Tapia? Pues en este curioso museo podrás descubrir esto y mucho más. Además es muy entretenido porque a través de hologramas, diversos personajes históricos de la localidad van acompañándote en el recorrido por las diferentes estancias a la vez que te cuentan la historia de Tapia y sus ilustres personajes. Te recomiendo la visita.

En este enlace tienes la información de accesibilidad.

Desde allí, pasea por su casco histórico llegando a la Plaza del Ayuntamiento presidida por una estatua en honor a Fernando Fernández de Casariego, ilustre personaje que construyó los edificios que rodean la plaza, es decir el ayuntamiento, las escuelas y el instituto, a finales del siglo XIX.

A escasos metros está la Iglesia de San Esteban, construida siguiendo la arquitectura tradicional con techos de pizarra. Aunque la entrada principal tiene un escalón, en el lateral hay una entrada accesible para los silleros. Su interior nos sorprendió bastante porque el altar mayor es muy sobrio, de madera oscura, sin decoración dorada o de colores como suele ser habitual. En este enlace tienes más información sobre la accesibilidad de la iglesia.

Si quieres más información te dejo aquí una propuesta de ruta cultural inclusiva para descubrir Tapia con silla de ruedas.

Paseo marítimo y ruta de miradores

Uno de los atractivos de Tapia es, sin duda, disfrutar del conocido  «Sendero azul«, un paseo junto al mar por el que se va disfrutando de impresionantes vistas a la costa cantábrica a lo largo de las muchas playas y calas que hay en Tapia.

Además encontrarás varios miradores como el de Os Cañois o el de La Guardia, donde parar y revivir momentos históricos. ¿Sabías que a finales del siglo XVIII hubo aquí una fortificación para defenderse de los piratas? De aquella época queda todavía un cañón así como 2 balizas de gas y una de las almenas de esa fortificación.

Desde estos miradores las vistas al litoral asturiano y gallego son impresionantes. Seguro que a ti también te embrujarán.

Otro de los puntos curiosos en esta ruta es la piscina salada, que se ve fantásticamente bien desde el paseo. Se trata de una piscina artificial dentro del propio mar, que antiguamente fue una cetárea y que hoy es una delicia para quienes quieren bañarse en el mar sin pisar la arena. Eso sí, no es accesible ya que el acceso tiene escaleras y rampas muy pronunciadas.

Esta ruta tiene una longitud aproximada de 1 km, con pavimento en general liso y uniforme. Hay algunos tramos con algo de pendiente, de modo que puede que necesites algo de ayuda si vas con silla manual. De todos modos aquí tienes más información detallada sobre esta ruta y sus condiciones de accesibilidad.

El puerto y el faro

Por supuesto no puedes dejar de visitar el puerto de Tapia. Su historia se remonta a la época romana y fue un importante puerto ballenero hasta finales del siglo XVIII.

Hoy en día las antiguas casitas de los pescadores se han reconvertido en bares y restaurantes donde ya te he comentado que podrás disfrutar de pescados y mariscos frescos del día en un entorno único.

Puedes acercarte paseando por el muelle hasta el final para ver de frente el faro. Desde aquí hay un itinerario con escaleras pero si te apetece pasear te recomiendo que callejees por el barrio de San Martín desde donde podrás llegar hasta el faro en un recorrido sin escaleras, eso sí, alguna calle tiene pendiente pronunciada eh?

En este enlace te dejo información detallada del recorrido que puedes hacer para que te resulte más sencillo.

Playas accesibles

En cuanto a las playas, hay dos que ofrecen el servicio de baño asistido en verano. Tienen sillas anfibias y aseo adaptado.

La Playa del Murallón está dentro del casco urbano de Tapia mientras que la Playa de Serantes está fuera y es necesario ir en coche. En cada uno de los enlaces hay información detallada sobre las condiciones de accesibilidad.

Personalmente ya sabes que yo no soy muy de bañarme en la playa, soy más de chiringuito, pero es importante tener localizadas las playas accesibles por si aprieta el calor y me animo a pegarme un chapuzón.

Hasta aquí toda la información que necesitas para organizar tu escapada accesible para recorrer el occidente asturiano con silla de ruedas.

Ya me cuentas qué te ha parecido.

Post escrito por Kity.

Posts Relacionados

Deja una respuesta

Ir al contenido